correduría seguros precio

Quienes estamos metidos de lleno en el sector, somos conscientes de las oportunidades que los usuarios suelen perder por desconocimiento. Seguramente por eso los blogs de seguros funcionen tan bien. La información es poder y el poder nos permite contratar productos más completos que protejan lo que nos importe con menos inversión. ¿Crees que si contratas un mediador o una correduría de seguros pagas de más?

Si el servicio que prestan es gratis, ¿de qué viven las corredurías de seguros?

Lo habrás oído una y mil veces: las corredurías de seguros te ofrecen sus servicios gratis, también los mediadores. Siendo así, ¿cómo llegan a final de mes? Lo cierto es que no hay trampa ni cartón en esto.

Una correduría de seguros no te cobrará por sus servicios porque es la compañía aseguradora quien le abona sus honorarios y esos honorarios se los proporcionará cualquier compañía, así que lo mismo le da que contrates tu seguro con una aseguradora o con otra siempre que tú quedes contento y tengas el mejor producto a tu disposición.

Exactamente lo mismo sucede cuando contratas los servicios de un mediador. Ahora bien, cuando pagamos por un seguro, lo hagamos a través de una correduría, un mediador o directamente con la firma, estamos pagando algo más que los riesgos y esto nos pasa con todas las compañías.

¿Qué pagas realmente cuando contratas tus seguros?

Cada aseguradora debe responder por los gastos profesionales que tiene entre los que se incluye el salario de los operadores y de los agentes comerciales que te atienden en sus distintas sucursales porque sí, los agentes de seguros que trabajan en la compañía también cobran un salario y, a veces, además, comisión por ventas.

Todos estos importes están reflejados en la ganancia que la aseguradora obtiene con su actividad, algo que la convierte en un negocio y no en una organización sin ánimo de lucro. Y esa ganancia, también la abonas tú al contratar tu seguro.

Lo que queremos decirte es que, si bien es cierto que en tu prima siempre habrá un poco de lo que los agentes que te atiendan cobren por sus servicios, ese importe no necesariamente se va a reducir porque contrates directamente con la compañía pues, quienes te atienden en ella, también son agentes y también cobran unos honorarios. Que estos sean fijos, variables o una mezcla de ambos dependerá de la política laboral de la compañía.

Todo esto viene a significar, saltándonos unas cuantas ideas que son evidentes a raíz de lo comentado, que estamos desperdiciando las ventajas que representan las corredurías de seguros.

¿Merece la pena contratar una correduría de seguros?

A diferencia de los agentes comerciales propios de las aseguradoras, los corredores o mediadores de seguros no tienen interés en que contrates tu seguro con una u otra compañía por lo que velarán siempre por lo que sea mejor para ti. Para ellos tú eres la prioridad. Y, a diferencia de lo que un agente propio de la aseguradora hará por ti, una correduría de seguros como Seguros Nogal sí que van a averiguar dónde está el mejor producto y el mejor precio, precisamente por ese distanciamiento que tienen de todas las empresas.

Ahora sería interesante pensar en todas las ventajas que podemos obtener y preguntarnos si merece la pena comenzar a apostar por una idea ganadora.